¿Por qué “respaldar en la nube”? #BackupMonday

Cloud Computing, por Petr Kratochvil

Hemos mencionado previamente la importancia de un respaldo de datos, en el que nuestros archivos más importantes, esos que no podemos perder, están resguardados en un lugar diferente de nuestra computadora, en caso de que la máquina falle o sea robada.

Lo ideal es tener un disco duro externo y por supuesto, mantener actualizado nuestro respaldo en ese disco, pero también es útil usar alguno de los servicios disponibles en línea -es decir, en la nube- para guardar por lo menos los archivos más importantes, por algunas de las razones que expongo a continuación:

  • Es automático
  • La mayoría de los servicios de almacenamiento en la nube te permiten desginar un folder en tu computadora cuyo contenido será respaldado automáticamente mientras tengas conexión a Internet y en cuanto haya contenidos nuevos o modificados en dicho folder. Si constantemente modificas documentos, puedes guardarlos en el folder de respaldo para tener una copia almacenada en línea, sin más trámite.

  • Es conveniente
  • Además de funcionar como respaldo, al almacenar tus archivos en línea tendrás la opción de accederlos desde otra computadora remotamente, en caso de ser necesario. Si olvidaste o perdiste la memoria USB en la que llevabas el archivo que querías mostrar o modificar, basta con que entres a tu cuenta en un navegador para descargarlo.

  • Es gratis
  • En casi todos los casos, puedes crear una cuenta con los servicios de almacenamiento en la nube que te permitirá guardar de 2 a 5 GB sin pagar nada, con las mismas funcionalidades que te proporciona una cuenta en la que sí pagues. La diferencia es la capacidad, en caso de que requieras más espacio, puedes obtener hasta 20 o 50 GB pagando una suscripción mensual o anual.

  • Es versátil
  • No importa si usas Windows o Mac o Linux, o una combinación de ellos. Hasta puedes usar algunos de estos servicios con tu smartphone o tablet, y tus archivos estarán disponibles para accederlos con aplicaciones específicas para estos sistemas, o en el último de los casos, y como ya mencioné, desde el navegador.

Pero… ¿y la seguridad?
Estos servicios son tan seguros como tu correo electrónico -que por cierto, también está en la nube- así que si no le tienes confianza a Internet, no hay mucho que hacer para convencerte de usarlos. Pero las probabilidades de que pierdas tu información si las guardas en la nube son muy bajas. Las compañías que se dedican a dar estos servicios usan prácticas comunes para proteger la información, que incluyen el proceso de autenticación, con tu contraseña, y sistemas de encripción.

¿Desventajas?
Una desventaja obvia del respaldo en la nube es la disponibilidad. Y no porque el servicio “se caiga”, sino porque no siempre tenemos acceso a Internet, y, seamos sinceros, en ocasiones es muy lento. En esos casos, el respaldo en la nube no le gana al respaldo en nuestro disco duro externo. Pero a pesar de eso, las conexiones están continuamente mejorando y es buena idea tener una opción más de respaldo como esta, que exige poco esfuerzo para configurarse. Si no quieres usarla para respaldar tu música y tus películas, por lo menos úsala para resguardar tus documentos más importantes.

¡Quiero!
Si ya quieres comenzar a respaldar tu archivos en la nube, puedes probar alguno de los servicios más populares de almacenamiento en la nube para uso personal, como Dropbox, Google Drive, SkyDrive y Mozy Home.

¿Ustedes ya tienen su respaldo en la nube? Cuéntennos sus experiencias en los comentarios.

2,593 total views, 2 views today

Comments are closed.

%d bloggers like this: